Contribuciones médicas de FSA con límite de $2,500 por año

Volver a los temas de reforma de salud

A partir de 2013, puedes reservar hasta $2,500 anuales en tu Cuenta de Gastos Flexible (FSA, por sus siglas en inglés) para gastos médicos. Este límite se aplica a cada plan, no a cada persona en el plan. Las FSA, también llamadas Acuerdos de Gastos Flexibles, son fondos que puedes usar para pagar determinados tipos de gastos de atención médica. No todos los empleadores brindan las cuentas FSA como parte de sus beneficios.

¿Qué es lo bueno de las FSA? No pagan impuestos. ¿Qué no es tan bueno con respecto a ellas? Al finalizar el año, lo que no hayas utilizado se pierde, a menos que tu plan tenga un periodo de gracia. Entonces, antes de que separes fondos para tu FSA, calcula la cantidad de gastos que calificarían para un reembolso de FSA. De esa manera, no reservarás más dinero del que podrías gastar.

¿No estás seguro en qué usar los fondos de la FSA? Piensa en los gastos de bolsillo para el cuidado de la salud: los costos médicos, dentales y oftalmológicos que no paga tu aseguradora. Algunas cuentas FSA reembolsan los gastos de médicos de los dependientes. Revisa las cláusulas de tu FSA para obtener más detalles.

¿Cuál es la diferencia?

Antes de 2013, no había límite en la cantidad que podías aportar a tu FSA. Ahora, lo máximo que puedes aportar es $2,500 por año. Además, hay una nueva regla en las cuentas para gastos médicos como las cuentas FSA. Puedes usar los fondos de la FSA para comprar medicamentos de venta libre solo si tienes la receta. Ten esto en cuenta cuando planifiques el monto de tu contribución a la FSA.

Para obtener más información, consulta el enlace al final de esta página. (Otras novedades con respecto a las cuentas de gastos médicos)

¿De qué manera te afecta?

Si no tienes una cuenta FSA, esto no te afecta. Pero si tienes una, solo puedes aportar $2,500 o menos. Esto limita tus ahorros tributarios. Pero además limita la pérdida en caso de que no utilices la totalidad de los fondos de la FSA.

¿Se mantendrá el límite de aportes a la FSA en $2,500 todos los años?

No. Se modificará anualmente de acuerdo con la inflación.

¿Significa esta nueva regla que debo tener una FSA?

No. Pero si tienes muchos gastos médicos que pueden calificar para un reembolso, podría ser una buena idea tenerla. Especialmente si pagas aproximadamente la misma suma de dinero todos los años.

¿Se aplica el límite de $2,500 a otros tipos de cuentas de gastos?

No. Este límite solo se aplica a las FSA. No afecta a tu cuenta de reembolsos de salud (HRA), ni a tu cuenta de ahorros para la salud (HSA) o tu cuenta de ahorros médicos (MSA).

¿Se traspasarán los fondos de mi FSA al año próximo?

No. Perderás el dinero que quede en tu FSA al final del año de tu plan, por lo cual debes planificar muy bien tus aportes. Algunos empleadores te ofrecen un período de gracia después de la finalización del año para que utilices los fondos de tu FSA.