Cobertura para personas que participan en ensayos clínicos

Volver a los temas de reforma de salud

¿Has pensado tú o tus seres queridos en participar alguna vez en un ensayo clínico? Si tienes alguna enfermedad, podrías obtener muchos beneficios con esta clase de tratamientos. Puedes probar nuevos tratamientos que todavía no están disponibles para el resto de la población porque todavía no se han aprobado. Además, tienes la posibilidad de ayudar a otros.

También corres muchos riesgos. El tratamiento podría no servirte. Y en el pasado, tu plan de salud podría haberte negado la cobertura durante el ensayo clínico. Con la reforma de salud, esto está cambiando. A partir del 2014, todas las personas que participen en ensayos clínicos mantendrán su cobertura médica.

Las compañías de seguros no pueden negarte ni limitar tus beneficios regulares si participas en un ensayo clínico. Mantendrás tu cobertura si participas en cualquier tipo de ensayo clínico, incluso aquellos para el cáncer u otras enfermedades graves*.

¿Cómo funciona?

Para participar en un ensayo clínico (y mantener tu cobertura), existen ciertos requisitos:

  • Primero, debes calificar. Esto significa que tu médico debe aceptar que eres un buen candidato para este estudio. Tu médico evaluará el objetivo del estudio y tu enfermedad.
  • Solo recibirás cobertura para los costos de atención médica de rutina. Tu plan de salud no podrá negarte ni limitar la cobertura de los costos médicos de rutina durante el ensayo clínico. Esta es la atención que obtendrías normalmente para tratar tu enfermedad. No incluye costos adicionales para dispositivos en investigación, recolección de datos ni otro tipo de atención que no obtendrías normalmente.
  • El ensayo clínico debe estar aprobado. Esto significa que debe tener financiación federal y formar parte de una investigación de la FDA o de un medicamento en investigación exento de la investigación de la FDA.
  • Debes acudir a un médico dentro de la red. Sin embargo, este no es un requisito si tienes que viajar fuera del estado para participar en el estudio. Tu plan no cubre los gastos de las visitas a un médico fuera de la red ni los viajes relacionados con el tratamiento.

Recuerda: Esta nueva disposición no aplica para las personas con planes de salud protegidos.

¿De qué manera te afecta?

El cambio solo comenzara hasta el 2014, pero afectará a miles de estadounidenses. Ahora podrán mantener la cobertura médica cuando participen en los ensayos clínicos. También, animará a más personas a participar en ensayos clínicos y ayudar al avance de la medicina.

¿Cuánta cobertura obtendré si participo en un ensayo clínico?

Gozarás de la misma cobertura que obtendrías normalmente para tratar tu enfermedad. El cambio más notable es que las compañías de seguros no podrán limitar ni negarte cobertura solo por participar en un ensayo clínico.

¿Cómo sabré cuál es mi cobertura?

Es mejor que llames primero a tu compañía de seguros médicos. Un representante de Atención al Cliente te explicará cuáles son tus beneficios. Luego pregúntale a tu médico cómo puedes participar en un ensayo clínico cumpliendo con todos los requisitos de tu cobertura.

*¿Tienes seguro médico a través de un plan protegido? Si es así, es posible que no recibas estos beneficios. Si existe alguna diferencia entre la información provista por este sitio web y tu plan de salud, se aplicarán las cláusulas presentes en tu póliza.